martes, 15 de julio de 2014

Nadie lo sabe (3)


No podrías perdonarme
de ti
No podría perdonarte
de mi
El mundo no nos lo perdonará
ya...

domingo, 13 de julio de 2014

Nadie lo sabe (2)


Nadie lo sabe,
pero ella llora cuando bailamos para otras.
Esa luz que siempre buscamos
con cualquier excusa nocturna 
y en cualquier rincón,
esa luz reina de la oscuridad,
esa luz celosa de colores.
Aunque siempre nos esperará...

sábado, 12 de julio de 2014

Nadie lo sabe


Nadie lo sabe,
pero ellas beben del agua de la lluvia nocturna,
esa que desvela tus sueños y alimenta sus colores.
Y siguen floreciendo...

miércoles, 9 de julio de 2014

Payasos


Payasos.

Todo payasos alrededor,
bailando con sus sombreros 
de falso color,
por eso uso mi nariz roja,
 por eso no tienen ni idea 
y se rien.

¿Puedes verme ahora?

domingo, 6 de julio de 2014

La fibra sensible


Dicen.
Dicen que todos la tenemos.
Dicen que te la puedo tocar.
Dicen que me la puedes tocar.

A veces creo que no sé que es.
Otras pienso que lo sé demasiado bien.
Pero en la mayoría de los casos
creo que te la inventas como excusa
o me la invento yo para sentirme dañado.

Creo que sé a que se parece.
A un puente.
A un puente entre tu y yo.

Uno en el que puedes cruzar cuando quieras.
Uno peligroso bajo tu responsabilidad.
Uno así tan largo como puedas imaginar.
Uno en el que el agua no está abajo,
sino que corre por encima a gotas
como un torrente hecho con lágrimas,
un tsunami totalmente impredecible.

Un puente tan frágil como una fibra deshilachada.
Tan bonito como el color del verano
y tan oscuro como ese rincón de tu mente
al que nunca te atreverías dejarme pasar.

Puede ser un puente sin retorno.
O uno con infinitos retornos
que dura eternamente mientras haya algo.
Ese algo.
Algo que sigue atando el deshilachamiento
de la fibra más tensa y peligrosa que nos une...
La fibra sensible.