domingo, 19 de octubre de 2014

El descanso del guerrero


A veces me creo guerrero, otras  mago y muchas veces bufón. A veces creo que soy indestructible, que nada me rompe, otras que cualquier cosa me altera. Cosas pequeñas: la estrofa perdida de una canción desconocida, un par de palabras robadas al paso de una conversacion ajena, la mirada de un gato callejero que siempre parece esperarme, las hojas caidas del nuevo temporal o el viento que me silba burlándose de este corazón, a veces cansado de latir, a veces bomba nuclear...

En el descanso del guerrero nada perturba mi paz, nada altera mis sentidos, nada compromete mi integridad. Bienaventurados aquellos que lo comprendan porque serán dueños de su destino.

Extracto del libro sagrado de yo y mi autocracia

viernes, 17 de octubre de 2014

La forma moderna


Puede que sea la única forma de salir de aquí,
o no, pero si no lo intentas no lo sabrás...